Un agente con el rostro cubierto con una mascarilla. EP
in

La Policía continua sin un protocolo claro ante las nuevas medidas autonómicas para frenar el Covid-19

Agentes de la Policía Nacional han multiplicado su trabajo en los últimos meses velando por el cumplimiento de las medidas para frenar la pandemia del Covid-19 sin olvidar sus cometidos diarios acorde la legislación vigente. Sin embargo, la Administración continua sin dictar un protocolo claro capaz de formar a los agentes para ejecutar con precisión las directrices marcadas ahora por las comunidades autónomas dejando de lado su seguridad y formación para hacer frente la pandemia del coronavirus.

En una entrevista realizada para Canal Sur, La secretaria general federal de Andalucía del Sindicato Unificado de Policía (SUP), Mariló Valencia, ha analizado este nuevo escenario al que están expuestos los policías. “No estamos ajenos a lo que es la sociedad y también tenemos compañeros que han sufrido el COVID y que lo están sufriendo ahora también, tanto ellos como sus familias y su círculo directo”, ha señalado.

Mariló Valencia ha expresado su preocupación por la disminución de las plantillas debido a los contagios y el periodo estival. Factores que derivan en una disminución de las plantillas exigiendo un mayor esfuerzo a los efectivos que se encuentran operativos.

La desmesurada cantidad de normas que se implantan de en cuestión de horas a lo largo del panorama nacional derivan en un desconcierto legislativo para los agentes exigiendo una formación continua de 24 horas para poder ejecutar con precisión las medidas de prevención frente el coronavirus. Se trata de una situación que contrasta radicalmente con el periodo que duró el estado de alarma donde un mando único dictaba órdenes unificadas para todo el Estado a lo que ahora se suman las diversas normativas exigidas por parte de cada comunidad autónoma.

Por si fuese poco, frente al maremagnun de normas que se extienden por el territorio nacional, los policías tienen que enfrentarse a demás a la actitud hostil de ciertos ciudadanos que se niegan a cumplir las órdenes vigentes llegando incluso a arremeter contra los propios agentes cuando se les notifica la propuesta para sanción.

El SUP, ha realizado y realiza un gran esfuerzo para solventar esta situación tratando de aclarar para los agentes las directrices que entran en vigor. La organización trata de recopilar y hacer llegar de forma clara las normas para faciliar la operatividad de los sus compañeros a pie de calle ya que por parte de la Administración no existe ningún procedimiento al respecto que trate de velar por su seguridad y formación.

¿Qué te parece?

sup policia terrorismo daesh

¿Está preparada la Policía ante la amenaza del DAESH?

Inmigrantes policía protocolo test PCR

El SUP exige PCR periódicas para los policías que atienden los centros de inmigrantes